SPANISH
Yoram Kahana HFPA

Oscar Isaac: un guatemalteco en los Globos de Oro

Si bien la gran mayoría de los espectadores norteamericanos se sorprendieron de que los legendarios directores Joel y Ethan Coen le dieran el papel protagónico en su más reciente película a un actor al que vagamente conocían llamado Oscar Isaac, no fue asi entre la comunidad hispana de ese país, cuyos fans del cine venían siguiendo los pasos firmes y seguros del que reconocían como a uno de los suyos. Efectivamente, Oscar Isaac Hernández Estrada nació en Guatemala pero llegó siendo muy pequeño a Miami, en donde se crió. Es hijo de un pulmonólogo guatemalteco formado en Washington D.C. y fan de Bob Dylan y de su esposa cubana, por lo que sus raíces latinas se extienden por todas partes. Dueño de un español lo suficientemente fluido como para soñar con que alguna vez Almodovar lo convoque para participar en una de sus películas, Isaac tiene una larga trayectoria en el cine hollywoodense, habiendo sido convocado en dos oportunidades por Ridley Scott, para “Body of Lies” y “Robin Hood”, por Zack Snyder para “Sucker Punch”, por Nicolas Winding Refn para “Drive” e incluso la mismísima Madonna lo convocó para su mas reciente película como directora, “W.E.”. Decidido a no dejarse encasillar en los típicos papeles hispanos, si aceptó colaborar con el español Alejandro Amenabar fue para participar en “Agora”, su película ambientada en el mundo antiguo en la que compartió cartel con Rachel Weisz.

Cuando los hermanos Coen decidieron renunciar a su idea original de que el papel principal en “Inside Llewyn Davis” fuera interpretado por un cantante, realizaron una intensa tarea de casting para dar con el actor que fuera tan capaz de transmitir los complicados estados de ánimo del personaje como de cantar como un músico profesional cada uno de los temas que Davis entona en la película. Era precisamente la oportunidad que desde hacía años venía esperando el nativo de Guatemala para demostrar un potencial que va mas allá de los papeles de reparto. Un enamorado de la música desde su adolescencia, Oscar no tuvo problemas en convencer a los Coen de que era el candidato ideal para el papel. En los hechos, tenía planes de lanzar un primer disco como solista, y gracias a que su padre le había hecho escuchar a Dylan cuando era niño, no tuvo problemas en conectarse con el mundo de la música folk en la época que retrata la película. Tampoco le vino mal haber conocido en una filmación a un extra que había tocado con Dave Van Ronk, el cantante en el que los Coen se inspiraron para crear a Llewyn Davis. Tras una cuantas sesiones de entrenamiento en la casa de este extra, Oscar pudo tocar como Van Ronk en la audición, dejando boquiabierto a los directores.

Por supuesto, ya con la película terminada ha logrado lo mismo con la audiencia, por lo que su candidatura al Globo de Oro en la categoría de Mejor Actor de Comedia o Musical coincide con otros galardones que han reconocido su impactante interpretación. Y ahora que Hollywood finalmente se ha enterado de que Isaac tiene el talento y el carisma necesario como para protagonizar una película, han llegado las propuestas para que su carrera continúe como bien se lo merece. El director J.C. Chandor, cuya “All is Lost” le ha dejado una nominación a Robert Redford, le acaba de dar el papel principal en su siguente película, “A Most Violent Year”, en la que ha reemplazado nada menos que a Javier Bardem. Alli tendrá como compañera de reparto a Jessica Chastain, una actriz con la que tiene una relación muy especial. Muchos años atrás, cuando soñaban con trabajar en el cine y ni se imaginaban que algún día estarían nominados al Globo de Oro, compartían clases en la prestigiosa escuela de teatro de Julliard, en Nueva York, de la que ambos son egresados.

Gabriel Lerman