Jearnest Corchado: "Los latinos siempre vemos lo positivo"

by Gabriel Lerman October 12, 2018
Actress Jearnest Corchado

michael tullberg/getty images

Si hay una leyenda con la que todos los niños han crecido en Iberoamérica es la del cuco, y aunque la palabra tiene diversas variaciones de acuerdo al país del cual se trate, las pesadillas que todos hemos tenido tratando de imaginar a ese ser malvado que viene a llevarse a los pequeños que no comen o se portan mal son infinitas. Por eso será interesante ver de que forma el director y guionista Peter Sullivan ha recreado ese mito en la película televisiva Cucuy: the Boogeyman, que este sábado el canal Syfy emitirá por primera vez en horario central. El telefilm, en el que participan Marisol Nichols, Peter Krause y Pedro Correa, también es una buena oportunidad para descubrir a Jearnest Corchado, una joven actriz puertorriqueña que viene subiendo a paso firme las escaleras del estrellato. La nativa de San Juan, que ha participado en episodios de The Blacklist y The Fosters, ya ha completado otro film independiente como protagonista, Raise Your Hand, que todavía no tiene fecha de estreno.

¿Cómo es en Puerto Rico la leyenda del cuco?

Es exactamente lo mismo que en la película, es la misma historia. Mi madre me cantaba la canción "duérmete niño, duérmete ya, que si no viene el cuco y te comerá”, así que sí, igualito a la historia internacional en ese sentido, no cambia mucho entre lugares latinos. Yo creo que es la misma en todos lados, si no te portas bien, el cuco viene y te come.

Y en ese sentido ¿cómo te sentiste de ser la elegida para ser perseguida por el cuco cinematográfico?

Fue de verdad una experiencia muy linda, una oportunidad que jamás pensé tener, cuando se me dio la oportunidad de audicionar había muchas niñas que eran iguales que yo, que eran latinas y yo creo que tener la oportunidad de trabajar en una historia tan conocida en la cultura de Latinoamérica para mí fue algo grandioso porque es una película de misterio pero tiene drama, comedia y te habla sobre lo que es ser latino en Estados Unidos. Fue muy lindo tener la oportunidad de interpretar un personaje que era americano pero latino a la vez, que se encuentra a sí misma, porque es una niña que no sabe de su cultura hasta que aprende lo del cuco, es entonces que ella empieza a cuestionarse lo que es ser latina en Estados Unidos. Como actriz eso me gustó mucho porque tuve la oportunidad de interpretar algo que es muy importante para nuestra cultura.

En la película a tu madre la encarna Marisol Nichols, que lleva muchos años en Hollywood. ¿Te contó un poco de su experiencia?

Sí, claro. Yo creo que las experiencias de ambas como actrices han sido bien diferentes porque ella lleva 15 o 20 años trabajando y yo apenas 5, y la suya ha sido completamente diferente. Ella vino a trabajar en un momento en donde los latinos no estaban en un buen lugar en el cine, ahora se ve un cambio, es muy diferente, inclusive la relación afuera del set refleja mucho a nuestros personajes porque ella ha trabajado más como actriz americana que como latina. Obviamente al final del día las dos somos latinas pero yo he tenido una experiencia completamente diferente. Ahora gracias a Dios la diversidad es un tema del que se habla mucho más, hay muchos personajes que no son tanto el estereotipo. Ella me recuerda mucho a su personaje porque una vez hablamos de cómo su mamá no le enseñó español entonces muchas de las cosas que nosotras pasamos como seres humanos afuera de la película coinciden con lo que ocurre en la historia, qué es ser latino en Estados Unidos, del estereotipo que enfrentamos y como a veces queremos romperlo porque al final del día no somos sólo latinos, somos humanos, somos actores y esas son las conversaciones que muchas veces tuvimos, de lo interesante que era ser latino en Estados Unidos y en esta industria.

A scene from the Syfy movie Cucuy,The Boogeyman

Con Pedro Correa en uma escena de Cucuy: The Boogeyman.

syfy

 

El director de la película era norteamericano, ¿tuviste que darle sugerencias de cómo nosotros vemos al cuco frente a lo que estaba en el guión?

No. Él hizo su investigación, sabía demasiado de nuestra cultura, es un guionista muy inteligente. Sabía mucho de la cultura mexicana y de los latinos así que gracias a Dios tuve la experiencia de trabajar con alguien que sabía, que escribió la historia y que tuvo que pasar por un proceso de conocimiento y aprendizaje.

Tu nombre es algo absolutamente único. Cuando estás tratando de forjarte una carrera, ¿es algo que ayuda?

Mi nombre lo creó mi mamá, salió de la fusión del segundo nombre de ella, Jeanette, y el de mi padre, que es Ernesto, y ahí salió mi nombre. Hoy justamente estaba pensando cómo la gente se acuerda de mi nombre, hay veces que hablo con personas una sola vez y se acuerdan de mi nombre, yo creo que es por eso mismo, porque es diferente. A veces, como no quieren pronunciarlo incorrectamente, me lo preguntan varias veces y se les queda. Yo creo que ha venido a mi favor porque rompe el hielo, es un tema de conversación. Así que creo que ha sido bueno.

Tienes un tipo físico que concuerda con lo que los norteamericanos imaginan que debe de ser una mujer latina y además hablas muy bien inglés y perfecto español, ¿eso te está abriendo puertas?

Yo creo que sí. Irónicamente cuando yo estaba tomando la decisión de venir para los Estados Unidos o irme a las novelas de Puerto Rico, yo me acuerdo de decirle a mi mamá "sabes que yo creo que tengo más oportunidades de trabajar como latina en Hollywood que en las novelas”, porque allí representan sólo a un tipo de latino, blancas, rubias, de ojos azules, algo que también tiene que ir cambiando en la cultura latina. Sentí que yo tenía más oportunidades de trabajar en Estados Unidos por mi color, por mis facciones, y eso es lo que estaban buscando así que yo creo que sí, ha venido bien, he tenido muchas más oportunidades acá de lo que quizás pudiese haber tenido en Latinoamérica o las novelas. Hollywood viene siendo el líder, el que guía a todos alrededor del mundo a que siga cambiando, siga modernizándose y que todos estemos representados.

¿Tú crees que está más adelantado Hollywood en cuanto a la representación y la diversidad en este momento que las novelas en América Latina?

Yo creo que Hollywood tiene la responsabilidad de hacerlo porque se encuentra en un lugar como lo es Estados Unidos que representa al mundo entero. Yo no creo que haya otro país que sea igual de diverso que Estados Unidos así que por ende yo creo que Hollywood tiene esa responsabilidad, no es solamente una corporación de cine que representa a América, representa a todas las culturas que existen en Estados Unidos así que por eso creo que tienen la responsabilidad de ser más diversos.

A los 17 años decidiste hacer las valijas y venir a Los Ángeles, ¿Cuán duro fueron los comienzos?

Mis papás son dos personas a las que les importa mucho la educación así que básicamente la única forma que yo podía mudarme de Puerto Rico era si yo iba a la universidad. Yo les dije que iba a ir siempre y cuando pudiera trabajar como actriz y me dijeron que sí, que iban a apoyar mi sueño mientras me sacara buenas notas. Realmente todo empezó cuando yo tenía 15 años, en un campamento donde fueron a Puerto Rico para audicionar niños que querían ser actores y había como 5000 niños que habían audicionado e hicieron una selección. Yo fui escogida y participé en este campamento en Puerto Rico como 5 meses cada domingo, ya luego como a los 16 o 17 años Adrián, el que creó el campamento, me invitó en julio al de verano y me dijo “creo que tienes un talento que quiero que desarrolles, vente que quiero presentarte a managers”. Ya una vez que estuve allá, en el 2012, conocí a gente que estaba interesada en trabajar conmigo pero tenía que mudarme. Me gradué en la secundaria y me vine para acá a los 17 años y empecé la universidad, viví con 7 compañeros de cuarto en un apartamento, iba a la universidad y a la misma vez empecé a trabajar con mi agentes. 5 meses después de llegar hice mi primer proyecto que fue el corto With You.

¿Que dijeron tus padres cuando le contaste de este sueño?

Mis papás siempre creyeron en mí mucho, siempre estuvieron apoyándome. Yo creo que se deben haber dado cuenta de lo mucho que yo quería esto cuando yo tomé la decisión de mudarme para acá. Yo fui la primera persona de mi familia en mudarse afuera, para estudiar y seguir un sueño. Fui la única de mi familia que se iba a Estados Unidos, a hablar otro idioma, yo no conocía a nadie acá. Luego cuando empecé a trabajar en cosas más continuas se dieron cuenta que esto iba en serio.

¿Cómo fue para ti ver todo lo que ha ocurrido en tu isla ultimamente?

Fue algo que realmente nadie se esperaba, que tomó a la isla por sorpresa. Casi todos los años tenemos alertas de huracán pero siempre hemos sido bendecidos, nunca había pasado nada así tan fuerte. Yo no estaba allá, todo lo que sabía era por Facebook o lo que salía en las noticias. Cuando me comuniqué con mi mamá me dijo que todavía no había podido ver nada porque no había comunicación, no había forma de saber cómo estaba la isla, mucha gente se comunicaba con los de afuera para que les dijeran pero luego ellos me decían “esto parece The Walking Dead. Parece que hubo una guerra mundial aquí”. Yo creo que hubo un antes y un después pero mira, hay algo que me gusta de los puertorriqueños y de nosotros los latinos es que siempre vemos lo lindo de las cosas malas, siempre vemos lo positivo. Cuando llamaba a mi mamá ella me decía que estaban comiendo con todos los vecinos, compartiendo, sin luz, sin hielo. Se unió mucho Puerto Rico. Siempre para adelante.