Nominado: Mejor intepretación masculina en una serie dramática de televisión - Mad Men

 

HFPA

Jonathan Daniel Hamm nació el 10 de marzo de 1971, en St. Louis, Misuri. Su padre, Dan, tenía dos hijas de su primer matrimonio. Durante varias generaciones su familia poseyó una empresa de camiones que empezó a ir mal cuando él nació. Tras el divorcio de sus padres, Jon, que tenía sólo 2 años de edad, vivió con su madre hasta la muerte de ésta, víctima de un cáncer de colon. Después de su muerte, Hamm, que acababa de cumplir los 10 años, se fue a vivir con su padre y su abuela paterna. Durante esos años se enfocó en los estudios en la prestigiosa y progresista John Burroughs School. El deporte y el arte eran sus pasiones. Hamm jugó como linebacker en el equipo de su escuela y empezó a incursionar en el arte dramático, con el papel principal en una producción de Godspell. Tras rechazar varias ofertas para jugar al fútbol americano en varias universidades de la Ivy League, Hamm decidió estudiar en la Universidad de Texas, pero los estudios se vieron interrumpidos con la muerte de su abuela y más tarde la de su padre. A los 20 años ya era huérfano de padres, circunstancias que le llevaron a cambiar sus planes, dejar el deporte y dedicarse a estudiar literatura inglesa y arte dramático en la Universidad de Misuri y más tarde en la Columbia University donde obtuvo una beca para estudiar teatro. Tras graduarse, regresó a la John Burroughs como profesor de arte dramático. Entre sus alumnos se encontraba Ellie Kemper, que más tarde se convertiría en actriz de cine y televisión. Durante esa época también conoció al prometedor actor Paul Rudd, quien lo describía como, “apuesto, divertido y bueno en todo lo que hacía.”

En 1995, Hamm decidió trasladarse a Los Ángeles para labrarse una carrera como actor. Después de casi cinco años de intentos fallidos, consiguió un pequeño papel en la serie Providence, que sería el inicio de una interminable cadena de empleos. En el 2002 intervino en CSI:Miami a la que siguieron Related (2005-06) Numb3rs (2005-2010) y The Unit (2006-09). En el 2007, Hamm hizo una audición con Mathew Weiner, productor y guionista de The Sopranos, para el que iba a ser el papel que le traería el éxito y la fama a su vida, Don Draper, el atormentado e inteligente director creativo de una agencia de publicidad en Mad Men, trabajo por el que ganó el Globo de Oro al Mejor actor de serie dramática en el 2008, además de otra nominación al Emmy. Ese mismo año el actor participó en el film de ciencia ficción, The Day the Earth Stood Still junto a Keanu Reeves. Tras ésta integró el elenco de The Town (2010), film dirigido por Ben Affleck, en el que daba vida a un agente del FBI y en la película biográfica de Allen Ginsberg, Howl (2010). En el 2011, participó en Sucker Punch, otro film de fantasía y ciencia ficción, dirigido por Zack Snyder. Siguiendo su vena cómica, Hamm tuvo un papel recurrente en la exitosa comedia televisiva 30 Rock, en la que daba vida al vecino, guapo, pero no muy brillante, de la guionista de TV Liz Lemon (interpretada por Tina Fey). Con la intención de tener un mayor control sobre su carrera, el actor estableció una compañía de producción con su novia, la actriz Jennifer Westfeld. El primer proyecto como coproductor fue la comedia Friends with Kids (2012) escrita y dirigida por Westfeld.

Tras siete temporadas la serie Mad Men llegó a su final en abril del 2015, después de cosechar excelentes críticas y varios premios. Como broche final Hamm ha vuelto a ser nominado para el Globo de Oro a Mejor actor de serie televisiva en la categoría de drama.

Paz Mata